Sólo podía pasar en San Francisco

Recientemente he estado en San Francisco por motivos de trabajo, y allí nos pasó algo, una tontería, pero que sólo podría haberme pasado allí. El motivo de nuestra visita era que presentábamos nuestro nuevo producto en una conferencia de medicina molecular. Terminados los días de exhibición, recogemos nuestros bártulos y cargadísimos, cogemos un taxi. Al subirnos, el taxista, uno hombre enjuto de unos 50 años, nos pregunta qué se le celebraba en el centro de convenciones y a qué nos dedicábamos. Nosotros, con cierto aire de suficiencia, le contestamos intentando simplificarlo al máximo: “Hacemos un buscador”. Lo que ocurrió a continuación es un poco confuso pero resulta que terminó hablándonos de la pequeña parte de la web que estaba indexada, y de lo grande que es la “Dark web”. Con todo respeto hacia los taxistas, pero ¿os imagináis teniendo una conversación como esta dentro de un taxi de Madrid?

Compartir:
delicious digg technorati meneame
Anuncios

  1. 1 Wordpress bloqueado por orden judicial « Hocus Pocus

    […] « Sólo podía pasar en San Francisco […]




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: